Asociación de trastornos depresivos de Aragón

Disfrutar de calidad de vida y aumentar el bienestar suele ser un objetivo fundamental para todos nosotros. Estos además, son aspectos que dependen mucho de la percepción que tenga cada uno sobre su propia experiencia vital y las circunstancias que lo rodean. Por lo tanto, hay tantos estados de bienestar como personas.

En la sociedad actual, hemos etiquetado el sufrimiento o el sentirse mal como algo anómalo, e incompatible con la felicidad. Esa lógica nos lleva muchas veces a la realización de acciones centradas únicamente en el alivio del dolor que; para nuestra desgracia, la mayor parte de las veces se convierten en el origen de un sufrimiento postrero.

¿ QUÉ SON LA DEPRESIÓN Y LA ANSIEDAD?

La depresión, es un trastorno anímico y mental que puede afectar a todas las áreas del individuo (sus pensamientos, sus sentimientos, su conducta, su funcionamiento corporal) y con importantes consecuencias personales y sociales. No se trata de una tristeza pasajera o de un estado de ánimo bajo comprensible tras un acontecimiento vital negativo. Se trata de un estado duradero y que afecta de modo integral en el bienestar y en el funcionamiento de la persona y de su entorno de relaciones.

El origen de la depresión es complejo, ya que en su aparición influyen factores genéticos, biológicos y psicosociales -cultura / entorno-. También hay otros orígenes, como la pérdida o el consumo de determinadas sustancias.

La ansiedad es la anticipación de un peligro o daño futuro, permite a la persona llevar a cabo las acciones necesarias para enfrentarse a la amenaza. Se considera una reacción normal ante determinadas situaciones estresantes de la vida. En una intensidad moderada es adaptativa y contribuye a la supervivencia del individuo. De manera que en un nivel controlado es incluso deseable para el adecuado funcionamiento de la persona. Sólo cuando supera cierta intensidad interfiere en las actividades normales y provoca un intenso malestar.

¿ CUALES SON LOS SÍNTOMAS ?

No todas las personas con trastornos depresivos y trastornos de ansiedad padecen los mismos síntomas. La gravedad, frecuencia, y duración de los síntomas pueden variar según la persona y su enfermedad en particular.

Síntomas de la depresión:

Síntomas de la ansiedad:

¿ CUALES SON LOS TRATAMIENTOS ?

La depresión y la ansiedad, aun en los casos más graves, son trastornos altamente tratables. Al igual que con muchas enfermedades, cuanto antes pueda comenzar el tratamiento, más efectivo es y las probabilidades de prevenir una repetición son mayores.

El primer paso para obtener el tratamiento adecuado es visitar a un médico. Ciertos medicamentos y condiciones médicas, tales como virus o trastornos de tiroides, pueden provocar los mismos síntomas que la depresión o ansiedad. Un médico puede descartar estas posibilidades por medio de un examen físico, una entrevista, y pruebas de laboratorio. Si el médico puede descartar a una condición médica como la causa, él o ella debe llevar a cabo una evaluación psicológica o referir al paciente a un profesional de la salud mental.

Una vez diagnosticada, una persona con depresión y/o ansiedad puede ser tratada con varios métodos. Los tratamientos más comunes son la medicación y la psicoterapia.

AFDA [Asociación de Trastornos Depresivos de Aragón] :: C/ San Blas, 37 :: 50.003 [Zaragoza] :: 976 44 37 54 | 691 846 596 :: info@asociacionafda.com
:: diseña_dosmasdos.info :: programa_proyec ::